20.1 C
Lomas de Zamora
lunes, septiembre 26, 2022
Inicio Justicia Mate, besos y abrazos en Trelew: continúa el escándalo de la jueza...

Mate, besos y abrazos en Trelew: continúa el escándalo de la jueza y el recluso

La jueza llegó al Instituto Penitenciario Provincial (IPP) de Trelew el 29 de diciembre pasado a las 16.40 y pidió ver a uno de los detenidos. Se fue pasada las 19.30, cuando le avisaron que finalizaba el horario de visitas. En la sala donde se produjo el encuentro había cámaras. Lo que filmaron provocó un escándalo en la provincia de Chubut.

En las imágenes se ve a la magistrada a los besos con el condenado por un tribunal que ella misma integró. Fue sumariada.

Todo se descubrió cuando la seguridad interna del instituto penitenciario denunció ante la autoridad superior lo sucedido entre la jueza y el condenado en la sala que compartieron por casi tres horas. Se besaron, se abrazaron, compartieron comida y tomaron mate, algo “prohibido de compartir en virtud de la pandemia que se cursa”, reza el denunciante en su denuncia.

El Superior Tribunal de Justicia de Chubut ordenó iniciar actuaciones administrativas contra la jueza Mariel Alejandra Suárez por “conductas inadecuadas”. Se trata de la magistrada penal de la circunscripción de Comodoro Rivadavia.

Qué dijo la funcionaria

«No tengo una relación sentimental con esta persona. Es del tipo laboral, posterior a la entrega de mi sentencia», dijo esta tarde a la prensa la magistrada Mariel Suárez.

En diálogo televisivo, la jueza explicó: «También escribo en medios periodísticos y a nivel internacional (…) a partir del contacto que tuve con la causa, le propuse hacer un libro.»

«En ningún momento lo besé. No tenemos una relación sentimental. Es la segunda vez que lo veía», insistió la magistrada, quien dijo que las aproximaciones entre ambos que se ven en el video son porque era necesario «mantener mucha privacidad» para hablar a sabiendas de que había otras personas que podían escuchar.

«Estábamos tomando mate. Le llevé comida», contó la jueza, que relató que le propuso al preso contar en el libro «su historia, su versión de los hechos», la que ella entendió era «creíble», razón por la cual votó por una «pena menor».

Quién es el preso

El condenado en cuestión, considerado de alta peligrosidad, fue identificado como Cristian Omar Bustos, alias Mai, quien en diciembre pasado fue condenado a perpetua en Esquel por matar a un policía en 2009 por un tribunal que integraba, precisamente, la jueza Suárez: ella votó en disidencia.

Ocurrió en Esquel en 2007, Bustos (40) fue condenado a perpetua por la Cámara del Crimen de Esquel por el homicidio de su bebé de 9 meses, Eric.

Pero se escapó de la Comisaría de Corcovado, donde estaba detenido porque la condena no estaba firme. Dos años después, la Policía de Chubut lo encontró e intentó recapturarlo: fue una tragedia. Hubo un tiroteo y hubo dos muertos, uno fue el policía Leonardo Tito Roberts, por el que fue condenado en diciembre pasado con fallo en disidencia de la jueza Suárez.

Lo capturaron finalmente en Chile y luego fue extraditado. Así debió afrontar la condena por el homicidio calificado de su hijo y el crimen del policía.

A Tito Roberts lo mataron el 8 de marzo de 2009 cuando intentaron detener a Bustos, tras fugarse de la comisaría de Corcovado: la Brigada de Investigaciones de Esquel fue hasta su casa. Ahí estaba su padre, sus dos hermanos y el prófugo. Cuando los policías quisieron entrar, salió el padre y le dijo al encargado del operativo que no se iba a entregar y que todos sus hijos estaban armados en el interior de la casa. Les pidió que se fueran.

En ese contexto, los cuatro hermanos Bustos salieron de la casa. Tres rodeaban a Cristian Omar, quien portaba un arma, al igual que otro de sus hermanos, mientras que el otro par llevaba cuchillos. ”Nos vamos, si tiran, tiramos!”, gritaron.

Y comenzaron a caminar en grupo. La orden de no disparar era clara entre los policías, pero nada impedía seguir a los sospechosos. Sin embargo, “Mai” comenzó a disparar al notar que no les daban tregua. A Tito Roberts el tiro le dio en la cabeza y lo mató. A Luis Cañumir, en el abdomen pero sobrevivió.

El 23 de diciembre pasado, Bustos fue condenado a perpetua por el crimen del policía. El Tribunal de enjuiciamiento estuvo integrado por la conjueza local Ximena Miranda Nastovich y las juezas María Laura Martini y, justamente, Mariela Suárez de Comodoro Rivadavia.

En Data Conurbano nos interesa tu opinión

Deje su comentario aquí
Ingrese su nombre

Lo más leído

Escribir
* Data Denuncia *
Mensajeanos!